¿Puedo disponer de mi plan de pensiones en el momento que quiera?

La respuesta es negativa, dado que los planes de pensiones son productos ilíquidos que solo permiten recuperar el dinero invertido en el caso de que se produzcan las contingencias aseguradas y que son muy específicas: jubilación, invalidez, fallecimiento o dependencia severa o gran dependencia.

Pero además de estas cuatro coberturas, existen unos casos extraordinarios en los que el legislador ha decidido que sin que se tengan lugar las contingencias aseguradas se puedan recuperar las aportaciones realizadas. Son los que se han dado en llamar “supuestos excepcionales de liquidez”.

Estos supuestos, inicialmente, fueron dos, el desempleo de larga duración y la enfermedad grave. Posteriormente, y aunque solo de forma provisional y durante dos años (hasta mayo de 2015) se añadió un tercer supuesto que en la actualidad ya no es de aplicación y que fue el de ejecución de la vivienda habitual. Y por último, en enero de 2015 se introdujo otro supuesto más que tiene que ver con la antigüedad de las aportaciones realizadas, permitiendo el rescate de aportaciones con al menos 10 años de antigüedad. Los primeros rescates por esta contingencia podrán realizarse a partir del 1 de enero de 2025, cuando se cumplan diez años desde la entrada en vigor de la norma.

Además de los supuestos extraordinarios de liquidez, existe un supuesto en el que se puede anticipar el cobro de la prestación de jubilación antes del momento efectivo del retiro laboral. A partir de los 60 años, el partícipe puede empezar a cobrar su plan de pensiones siempre que:

  • Haya cesado en toda actividad determinante del alta en la Seguridad Social (es decir, que haya dejado de trabajar).
  • En el momento de solicitar la anticipación no reúna todavía los requisitos para la obtención de la prestación de jubilación en el régimen de la Seguridad Social correspondiente.

Contacta con nosotros

Contact Us